“Apostamos por una economía con valores, la alternativa es el colapso”

Jose Luis - Economía HumanaBlog, Economía HumanizadaLeave a Comment

Reproducimos esta entrevista realizada a Ferran Caudet, director de Economía Humana, con la esperanza que aporte una chispa más de lucidez en los importantes momentos que atravesamos actualmente a nivel social y humano. Debemos replantearnos seriamente qué mundo queremos construir y actuar en consecuencia de forma coherente. Ya no hay excusas, es momento de poner a las personas en el centro en todos los ámbitos y especialmente en el económico donde es más palpable la violencia y el egoísmo imperante para construir una economía más humana. Hay cada vez más organizaciones y agentes del cambio que apuestan por una economía basada en la consciencia.

Economía Humana (EH) es un ecosistema de emprendimiento e innovación social formado por emprendedores, inversores y agentes, basado en la inteligencia colaborativa. Su objetivo es crear las condiciones para una economía más coherente, próspera y humana a través de la optimización de las organizaciones. Han sido seleccionados por Acumen Internacional, que invierte en empresas y agentes del cambio, como una de las mejores propuestas presentadas en España. Acaban de iniciar un convenio de colaboración con la RIEH – Réseau International pour une Économie Humaine. Hablamos con Ferran junto a la sede de EH en Barcelona.

Primero usted escribió un libro, ReVeldia Creativa. ¿Por qué con uve?

Cuando tomas conciencia de las características de la sociedad donde vivimos, te das cuenta que se basa en la maximización de los beneficios y en la productividad en sentido excluyente, vertical. Al final, eso conlleva una violencia hacia las personas y el medioambiente. Como respuesta, puedes desarrollar rebeldía con “b”, a corto plazo, de tipo antisistema o bien reVeldía con “v”, a medio y largo plazo, para transformar las cosas. Nosotros pensamos muy bien donde invertimos cada Euro con reVeldía creativa, para impulsar la sociedad hacia una economía más humana.

Parece una iniciación budista, tomar conciencia de los males del mundo y empezar a mejorarlo desde dentro de cada persona…

Todos tenemos iluminaciones, más de lo que pensamos. Pero en este caso, es un compromiso con las personas que hemos creado esta propuesta y con la sociedad. La economía es el gran elemento de transformación social. Si fuera un organismo, la economía sería la sangre, que permite que fluya la energía a todo el cuerpo. Somos una propuesta más en este sentido, afortunadamente una más de las muchas que hay.

¿Cómo se puede hacer dinero del humanismo, viviendo en una sociedad materialista?

Las últimas tendencias a nivel internacional van en esta línea: por ejemplo, en Silicon Valley están contratando filósofos y el MIT de Boston está desarrollando los U-labs, que llevan a cabo innovación profunda. O caminamos hacia el humanismo o hacia el colapso. La buena noticia es que nosotros actualmente no damos abasto, hemos creado una consultoría y la sostenibilidad de nuestra propuesta está garantizada, si seguimos haciendo este tipo de proyectos con coherencia y criterio.

¿Es su objetivo alcanzar altos niveles de facturación?

No se trata tanto de facturación como de no tener deuda, ni bancaria ni de inversores privados. Esta es una de nuestras características, que nos permite no depender tanto de la facturación, para poder asi desarrollar nuestros ritmos y tomar decisiones con libertad.

"La economía es el gran elemento de transformación social. Si fuera un organismo, la economía sería la sangre, que permite que fluya la energía a todo el cuerpo"

Denos algún ejemplo de proyecto con valores que esté funcionando y sea rentable.

Aquí en Cataluña el gran ejemplo es La Fageda, una empresa conocida por todos y que factura millones de euros. También cualquiera de las organizaciones que forman parte de EH, como por ejemplo Som Connexió, en el ámbito de la telefonía consciente, Numintec en temas más tecnológicos o muchos profesionales que están en este camino. La lista es larga, aunque algunos medios de comunicación no den voz a estas iniciativas o a la gente que se compromete en la transformación de la sociedad. Pero es cierto que nuestro ámbito cada vez está siendo más noticia.

El suyo es un proyecto con vocación internacional.

Nacimos en 2016 en Cataluña, pero con una vocación internacional. Ya tenemos diversos miembros, una de ellos ya es la Red Internacional de Economía Humana (RIEH) que funciona a nivel mundial, nacional y local. Otro, el Centro Latinoamericano de Economía Humana (CLAEH) en Montevideo, Uruguay. También FENSUS en Mendoza (Argentina). Tenemos contactos con la Universidad de Berkeley en Estados Unidos. Con todas estas personas y organizaciones estamos co-creando para desarrollar el proyecto.

Siempre subrayan la necesidad de más colaboración.

Una de nuestras claves es la comunidad profesional, que facilita los procesos de trabajo a los emprendedores con valores. Más allá de la soledad del emprendedor, la cooperación hace posible que los proyectos sean viables y las posibilidades aumentan para todos.

¿Han desarrollado herramientas específicas para los proyectos empresariales con valores?

Sí. Una de las herramientas que utilizamos es la LKC (lectura kinesiológica de campo) y otras herramientas sistémicas que calibra los intangibles dentro de una organización. En Economía Humana armonizamos los tangibles con los intangibles. Cada vez es más necesario y viable detectar aquellas cuestiones de baja calibración en las personas y en las empresas, que una vez corregidas permiten mejorar los resultados.

¿Cuáles son los fundamentos de la kinesiología?

Fue desarrollada por el Dr. David R. Hawkins (1927 – 2012), un médico psiquiatra norteamericano que estudió la conciencia como generador de la realidad personal y organizacional. Según Hawkins, la parte tangible representa en nosotros sólo un 1%, mientras que la intangible representa el 99%. El hecho de no atender a la parte intangible es probablemente una explicación de por qué muchas empresas tienen una vida tan corta.

¿Existe formación empresarial específica para gestionar organizaciones con valores?

Hemos generado una metodología de trabajo junto a entidades como la Universidad de Rouen, que ha dado como fruto el master de Economía Humana, que próximamente será impartido en diversos centros universitarios.

"Una de nuestras claves es la comunidad profesional, que facilita los procesos de trabajo a los emprendedores con valores"

¿Qué futuro le ve a nuestro planeta?

Soy moderadamente optimista. Creo en el ser humano. Creo que estamos en un momento apasionante de transformación y la velocidad de crucero es muy rápida. Se están sentando las bases para un nuevo paradigma. No hace falta ser un experto en economía para ver que, si seguimos por este camino, vamos al colapso. Como especie, el ser humano tiende a la supervivencia y en este momento, la supervivencia pasa por los valores. Por ejemplo, por salir de la competitividad y encontrar caminos para la colaboración y la cooperación

Las nuevas tecnologías cambiarán el mundo, ¿les preocupan?

Estamos apoyando iniciativas como la asociación cultural Transformants, cuya misión es poner al ser humano en el centro de las nuevas tecnologías. En sí, las nuevas tecnologías son una herramienta y es el nivel de conciencia con el que se utilizan el que determina si construyen un mundo más humano o llevan a la desigualdad y descomposición de la sociedad. El propósito es siempre lo determinante.

¿Cuál debería ser el propósito real de las empresas?

Las empresas más antiguas del mundo están en Japón. El 50% de ellas, en la zona de Kyoto. Son empresas de más de 100 años, algunas llegan incluso hasta los 1.000 años, que tienen un nombre, empresas shinise. Las empresas shinise, como Shoyeido o Nintendo, miden el éxito por su duración en el tiempo, por el compromiso con las personas y el entorno y por la mejora continua hacia la excelencia. No lo miden ni por el beneficio económico ni por el crecimiento anual. Todas ellas han superado dificultades y situaciones adversas tales como guerras, catástrofes meteorológicas o crisis económicas y políticas, manteniéndose fieles a su compromiso social.

Entrevista de Xavier Costa

Fuente: Vozpópuli

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *